¡Hola, gourmeteros de Valencia y resto del mundo! ¿Os apetece tomar una crema de calabaza asada? No perdáis detalle de la receta:

 postre

INGREDIENTES:

 

  • 1,2 kg de calabaza (en este caso utilizamos la calabaza tipo vasca-mallorquina “cucúrbita máxima”)
  • 2 cebollas blancas medianas
  • 1 manzana reineta
  • 2 diente de ajo
  • 4 dientes de ajo negro
  • 0.75 litros de caldo de pollo
  • 1 puerro
  • 1 yogur griego natural
  • 1-2 cayenas (al gusto)
  • 1 pizca de nuez moscada
  • Jengibre fresco rallado (1 cm aprox)
  • Aceite de oliva, sal y pimienta negra

 

PREPARACIÓN:

En primer lugar, precalentamos el horno a 175 grados. Cortar la calabaza en trozos grandes y despepitarla. Ponerla en una bandeja de horno junto a la manzana descorazonada. Se salpimientan y les pones un chorrito de aceite a todo. Asarla unos 60 minutos. Mientras tanto, cortar la cebolla en juliana y ponerla con un poco de aceite y sal a fuego medio en una cazuela grande. Tiene que dorarse unos 10 minutos, añadir el ajo y dorar 5 minutos más, moviendo de vez en cuando, casi al final añadir el puerro cortado en juliana, rehogar todo.  Pasados los 60 minutos, sacamos del horno y retiramos y desechamos la piel de los trozos de calabaza y la manzana asada.  La pulpa la añadimos a la cebolla. Incorporamos también el jengibre rallado, las cayenas partidas y el caldo, todo ello lo llevamos a ebullición suave durante 10 minutos. Finalmente trituramos todo y   aquí añadir el yogur griego natural, y probamos para corregir en sal, picante o añadir la pimienta negra al gusto y dejar reposar unas horas. A la hora de servir añadir láminas de ajo negro y un hilo de aceite de oliva virgen a cada plato.